Peces en peligro de extinción o son objeto de prácticas de pesca o crianza no sostenibles.


He aquí los peces en grave peligro, que debemos tratar
de no poner en nuestros platos porque se hallan
en peligro de extinción o son objeto de prácticas de
pesca o crianza no sostenibles.
¡A no comprar!
- salmón
- atún rojo
- gambas tropicales
de criadero
- pez espada
- dátiles de mar
- chanquetes
Y atención con
- mero
- bacalao
Y AHORA HAGAMOS LA COMPRA
LOS PECES NO
¿Por qué no hay que comprarlo?
Las basuras producidas en un año por un criadero de 200.000 salmones son
iguales a ¡las aguas fecales de una ciudad de más de 60.000 personas!
Los salmones son alimentados con piensos que pueden contener antibióticos.
Además de dañar nuestra salud, contaminan el mar a través
de sus deyecciones y la dispersión de los mismos piensos.
Para cada kilo de salmón de crianza hacen falta ¡5 kilos de pescado!
En el hemisferio sur, de manera particular en Chile, algunas especies son pescadas
a propósito para la preparación de los piensos de los salmones, con una
influencia negativa sobre los equilibrios de los delicados ecosistemas marinos.
Salmón
Este pescado, que una vez supuso un lujo que uno se concedía
tan sólo en Navidad, hoy se encuentra durante todo
el año en gran cantidad y a bajo precio porque en los últimos
años se han multiplicado los criaderos intensivos, que
siguen prácticas no sostenibles. Las reservas de salmón salvaje,
sin embargo, se encuentran hoy muy por debajo del
umbral de repoblación: el del Atlántico está en extinción y
el del Pacífico en grave declive.
¡Pero la crianza no es ciertamente una alternativa!
Fuente: SPAmangiamoligiusti.pdf